V. CAMBADOS “CAPITAL DEL ALBARIÑO”

La localidad de Cambados, en plenas Rías Baixas, está considerada como la capital del Albariño, uno de los mejores y más prestigiosos vinos blancos de España, lo que se celebra cada año con la famosa y multitudinaria “ Fiesta del Albariño”, declarada de Interés Turístico Nacional, conocida más allá de nuestras fronteras, que ensalza este fantástico vino blanco gallego presente por todos sus rincones durante todo el año pero sobre todo, a primeros de agosto con esta gran celebración vinícola, la más importante de la Comunidad Autónoma de Galicia.

El albariño es una variedad de uva originaria de Galicia, que se emplea para la producción de vinos blancos típicos de estas tierras, son vinos de una graduación alcohólica elevada y una acidez notable, con un gran potencial aromático afrutado con matices florales.​ Sus monovarietales son los vinos blancos más prestigiosos de Galicia. Hay teorias, que dice que la uva albariño fue llevada a Galicia por los monjes de la Orden del Císter en el siglo XII, fundada en 1090 en la abadía de Citeux, en la Còte dÓr de Borgoña, esos monjes, que provenían de regiones vitivinícolas de Francia, plantaron viñedos en los valles del Camino de Santiago, no obstante, las evidencias científicas parecen indicar que la variedad de albariño es originaria de Galicia. ​

2

La historia de la Fiesta del Albariño empieza en los años 50, en una reunión de amigos, para acordar cuál era el mejor Albariño, se propuso entonces, convocar un concurso para que los cosecheros presentaran sus vinos con el fin de elegir quien tenía el mejor.

1

La primera edición del concurso se celebró el 28 de agosto de 1953, en coincidencia con la festividad de la Virgen de la Pastora, patrona de Cambados. Desde entonces, el Certamen ha ido adquiriendo fama y notoriedad. En los años 60 la fiesta se traslada al primer domingo de agosto, se abre a la participación del pueblo con desfiles, catas públicas y verbenas.

El 1969 se crea el “Capítulo Serenísimo”, dedicado a promover y difundir la cultura del vino Albariño a si como a elegir a personajes ilustres como “Cabaleiros do Albariño”, grandes personalidades  recibieron  este nombramiento entre los que destacan  Charles de Gaulle o Juan Domingo Perón.  Son muchos los Cabaleiros y Damas que a lo largo de estos años han contribuido a difundir el conocimiento del vino albariño, incluido el actual rey de España, Felipe de Borbón, que en el año 1988  fue investido «Cabaleiro do Capítulo Serenísimo do Albariño». Famosos en distintos ámbitos de la cultura, la economía y la política recibieron este nombramiento como embajadores del albariño

3.jpg

Incluso hay un Himno do Albariño, compuesto por Xosé Lois Foxo, director de la Real Banda de la Diputación de Ourense.

Cinco días antes del domingo señalado, se hace la  inauguración y comienzan las fiestas animadas con  grupos de gaitas, se abren los “stands” concentrados sobre todo en   el “Paseo de la Calzada”, para la degustación de los vinos  acompañados de tapas de pulpo a feira y sabrosas empanadas. Durante  estos días se suceden conciertos, teatro y talleres infantiles, desfiles, pasacalles, verbenas, fuegos artificiales, culminando con el acto de investidura de las Damas y Caballeros del Albariño, la lectura del pregón y el nombramiento de los vinos premiados.

4

Nuestro albariño preferido:

5..

lleva años “cosechando” muchos premios y galardones como:

– White Wine of The Year Gold Star Awards 2017.
– 92 puntos Decanter (Best Albariño under £20).
– 91 puntos Guía Vinos Low Cost.
– 90 puntos y 5 estrellas Guía Peñín.
– 90 puntos Guía Gourmets.

Adegas Valmiñor elabora y comercializa vinos de la  Denominación de Origen Rias Baixas, de una forma diferenciada y con una máxima bien definida: el respeto a la tradición conjugada con la más avanzada tecnología. Este perfecto maridaje ha conseguido situar a la bodega como referencia dentro de la D.O. Rias Baixas.

Un buen ejemplo del buen gusto que tenemos carita 4,  es que recientemente el famoso concurso  gastronómico  de Televisión Española «Máster Chef 6»  para su  programa especial dedicado a Galicia, emitido el 29 de abril 2018, escogió el vino albariño Valmiñor para que los ilustres comensales invitados a degustar  el menú preparado por los aspirantes a  mejores cocineros del concurso, pudieron saborear y maridar los platos con el mejor y más galardonado albariño:

5...

Tan importante es el vino para la comarca, que se le dedica un  Museo Etnográfico, el primero abierto en Galicia de estas características.

5

Pero visitar la Capital del Albariño no es solo descubrir el magnífico vino de estas tierras, es un paseo  por bonitas plazas, rúas (calles) salpicadas de monumentos, bodegas y pazos. Cambados fue declarado Bien de Interés Cultural en noviembre del 2001, la máxima categoría en cuanto a la protección de conjuntos históricos y reconocimiento patrimonial en la Comunidad Autónoma de Galicia, así que bien merece una visita en una escapada a las Rias Baixas.

El actual Cambados está integrado  por tres antiguas villas que se fusionaron, pero cada una ellas mantienen su propia identidad: Villa de Fefiñáns, centrado en el núcleo histórico del Pazo de Fefiñáns; Villa de Cambados, pintoréscas calles empedradas y plazas con edificios nobles que rodean el  Ayuntamiento y la Villa de San Tomé, que es el núcleo más marinero. Los tres actuales barrios ofrecen sus peculiaridades al visitante.

En la antigua Villa de Fefiñans, lo más destacable sin ninguna duda, es la plaza de Fefiñáns, delimitada por uno de los conjuntos arquitectónicos más bellos de Galicia: el pazo de Fefiñáns, declarado Bien de Interés Cultural en el 2012 con su el arco-puente y su Torre del Homenaje, en el otro extremo de la plaza la Iglesia de San Benito. Antiguamente era conocida como “la plaza del mercado”,  ya que  allí  se celebraba semanalmente.

El magnífico pazo fue construido en el siglo XVI por Don Juan Sarmiento Valladares, Señor de Fefiñanes, consejero del rey FelipeII e Inquisidor General. Su sobrino D. Gonzalo Sarmiento de Valladares, I Vizconde de Fefiñanes, título concedido por Felipe IV, y su hijo  D. Fernando de Valladares, II Vizconde de Fefiñanes, en el S. XVII fueron incorporando nuevos añadidos a la imponente edificación original. Más tarde, fue transferido por vínculos matrimoniales a los marqueses de Figueiroa, permaneciendo en la actualidad  en  manos de sus descendientes.

6

El palacio (pazo), muestra una clara influencia renacentista italiana, con una planta en «L»,  en su brazo más corto se levanta una atalaya almenada la Torre del Homenaje, destaca  la decoración renacentista sobre las ventanas y  los dos balcones circulares que se sitúan en los extremos del pazo,  dos grandes portalones dan acceso a la edificación, y sobre ellos los escudos de las linajes familiares embellecen la fachada, en el lado norte está dedicado a D. Fernando de Valladares y en el lado de poniente a D. Gonzalo. Una torre (Torre del Homenaje) y un arco-puente de trazo barroco en el extremo norte del pazo,  completan el conjunto arquitectónico. Antiguamente existían  en la plaza  cuatro arcos-puentes pero solo se conserva uno, eran utilizados por los nobles del pazo para desplazarse por las distintas dependencias del conjunto, o para acceder a la parte privada que poseían en  la iglesia de San Benito. En 1843, se toma la decisión de tirar esos arcos porque, según dicen, interrumpían el paso del mercado semanal que allí se celebraba y dificultaba el acceso a la  gente que viajaba a caballo o a los carros cargados de leña, se le atribuye la responsabilidad de esta decisión a Javier de Zárate y Murga, Marqués de Montesacro.

7

Actualmente, en los bajos del palacio, se encuentran dos bodegas de vino albariño, la bodega Joaquín Gil Armada y la bodega Palacio de Fefiñanes; esta última fue la primera que comercializó el vino albariño como  «Albariño de Fefiñanes» con marca registrada en 1928.

El pazo de Fefiñáns se puede visitar  como “Ben de Interese Cultural” un día a la semana de forma gratuita (los martes) en horario de mañana y tarde, el resto de la semana también hay visitas de pago.  Se trata de una actividad guiada por personal de la casa,  dura unos 40 minutos y discurren por el interior del pazo, el bosque, el jardín y el viñedo. Hay que hacer reserva por teléfono (Visita Bodega: 986542204 Visita Pazo: 986524877, 660078252)

8

En la misma plaza, encontramos la Iglesia de San Benito (San Bieito), antiguo templo románico, remodelado a comienzos del S. XV y reedificado en el S. XVII por  deseo de la esposa de Gonzalo de Valladares. Por orden de D. Gonzalo de Valladares se hizo la nueva construcción poniéndola bajo el patrocinio de San Benito. Ambos esposos a su muerte fueron enterrados aquí.

9Los elementos más destacados son dos campanarios barrocos y su interior gótico, donde son de admirar la bóveda principal, las dos capillas interiores con sepulcros de D. Gonzalo de Valladares y su esposa Dña. María Ozores y Silvia, y la capilla mayor presidida por un retablo barroco. Dos figuras de granito conocidas como los Balboas, ataviadas como guerreros con maza y escudo, escoltan los enterramientos de sus señores y protegen simbólicamente la plaza y la iglesia.

Al igual que el pazo, la Iglesia también fue  declarada” Bien de Interes Cultural” en 2012.

Merece la pena seguir  callejeando  y descubriendo pintorescos rincones del barrio

10

11

Además de la zona emblemática de la plaza de Fefiñanes, podemos recorrer muchos otros  rincones en este barrio desde el Museo Molino de Mareas de la Seca, que fue mandado construir en el año 1622 por D. Gonzalo de Valladares, I Vizconde de Fefiñanes, tiene la peculiaridad de que funcionaba con la subida y la bajada de las mareas, por eso recibe la denominación de «A Seca», porque la zona interior quedaba en seco con la marea baja, volviéndose a llenar con la pleamar.  Fue recuperado y restaurado, y desde en año 2002 forma parte de la Red de Museos del Ayuntamiento de Cambados.

También cabe destacar la Casa Museo de Ramón Cabanillas, la casa natal (1876) del escritor es una pequeña edificación marinera situada en el barrio de Fefiñanes, que fue rehabilitada y transformada en casa museo y abierta al público el 28 de julio de 1998.

12

La Praza de As Rodas (A fonte do Viño), un lugar de tapeo donde el vino albariño y las buenas raciones están presentes durante todo el año. En el centro la original fuente:      13.jpg Alguno de nuestros sitios preferidos para comer o cenar por la zona:

 A casa da Leña (Plaza Rodas,1)

14.jpg

15.jpg

Otro sitio muy recomendable:16.jpg

Una vez recuperadas las fuerzas, podemos seguir recorriendo La  Plaza de Francisco Asorey, plaza dedicada al escultor cambadés del mismo nombre, en ella se encuentra una réplica de «A Naiciña», una de las obras más conocidas del escultor, hecha por el discípulo de Asorey, Xosé Cao Lata.

17.jpg

Vamos viendo destacadas muestras arquitectónicas de los siglos XVII y XVIII como el Pazo de Torrado y el de Bazán hoy reconvertido en el Parador Nacional de Turismo.

El Pazo de Torrado, edificado en la segunda mitad del S. XVIII por la familia Torre de Asadelos, destacan en la fachada el patín con la puerta frontal de granito, los escudos de armas con las linajes familiares, y el portal de la entrada principal. Este pazo fue residencia de D. Joaquín Antonio Torrado, alcalde de Cambados y uno de los impulsores de la resistencia de la comarca del Salnés contra la invasión francesa en el 1809. En 1939, y por caridad de su propietario, se inauguró en el edificio un asilo, pero a falta de espacio provocó su traslado al pazo de Montesacro. Fue adquirido por el Ayuntamiento de Cambados y, en la actualidad, se usa como sala de exposiciones temporales.

Llegamos al  pazo de Bazán  mandado construir por D. Pedro Bazán de Torres, párroco de Cambados, en el  S. XVII, reconstruído en el  S. XVIII por Pedro Bazán de Mendoza, siendo residencia de su hijo Pedro Pablo Bazán de Mendoza, famoso traductor de Voltaire, y de Luisa Bazán,  bisabuela de la conocida escritora Emilia Pardo Bazán. Finalmente, fue adquirido en la década de los 60 por el Ministerio de Información y Turismo siendo totalmente reformado para albergar al Parador Nacional de Turismo do Abariño

18

El Paseo de la Calzada es la unión natural entre las antiguas villas de Fefiñáns y Cambados. En este paseo  se encuentra, el Pazo de A Calzada, que acoge desde el 2013 la Oficina Municipal de Turismo, que permanece abierta durante todo el año, y el monumento al poeta Ramón Cabanillas, obra de Francisco Asorey en 1960.

19

Podemos asomarnos al paseo marítimo por la Rúa Ribeira de Fefiñáns, ver la estatua do Rañeiro,  de Alfonso Vilar, que representa a un mariscador en plena faena y que se encuentra en medio del jardín de A Calzada. Su autor,  es el creador de la famosa “Madama” de Silgar (Sanxenxo)

20.jpg 21

Ya en pleno centro de la Villa de Cambados, encontramos el Ayuntamiento, construido en el año 1850 para desempeñar las funciones de cárcel y juzgados del Partido Judicial de Cambados,  en 1873 estas funciones fueron trasladadas a un edificio situado en la Plaza de Alfredo Brañas, y desde entonces este edificio es el Ayuntamiento Municipal de Cambados.

22.jpg

En uno de los bancos de la plaza del Ayuntamiento hay una estatua del famoso escritor cambadés, Ramón Cabanillas Enriquez, poeta en lengua gallega. Cerca está la plaza de Ramón Cabanillas donde está la estatua del Dios Baco (dios del vino en la mitología romana) y muy apropiada para  esta villa conocida como la  “ capital del albariño”.

Otros nobles edificios de la zona son el Pazo de Fajardo o Salgado  (de propiedad privada),  es una muestra de como eran las casas nobles de Cambados por el siglo XVII, destaca la torre almenada de la década de los 60, así como distintos escudos de linajes familiares, como los de Feijoo, Soutomayor y Figueiroa.

Detrás del Pazo de Fajardo está la denominada «Casa das cunchas» (casa de las conchas) construída en el siglo XIX, destaca por la decoración de su fachada, de matices neobarrocos en forma de numerosas conchas de vieiras.

23.jpg

Llegamos a la Plaza de Alfredo Brañas, antigua plaza de la Constitución,  donde se encontraba el primer edificio del consistorio, hasta que se trasladó en 1873 a la situación actual. En ella encontramos palmeras centenarias, y en el centro una fuente de piedra, esculpida por el escultor cambadés Narciso Pérez.

El siguiente edificio a visitar, es el convento de San Francisco (la actual iglesia parroquial), fundada bajo la orden franciscana y puesta bajo la advocación de la Inmaculada Concepción por el matrimonio de Villajuan, D. Juan Daval y Dña. María Pérez en 1588.

24.jpg

Fue convento franciscano, hasta que en el año 1835, con la desamortización, la propiedad del edificio paso al estado y los monjes tuvieron que abandonar el convento.

Al lado de la iglesia, tenemos la antigua Casa de los Fraga (actual biblioteca municipal), es una de las más hermosas edificaciones de finales del S. XIX, que ocupa los terrenos donde probablemente se situaba parte del claustro del antiguo convento de San Francisco.

25

Fue adquirida por el Ayuntamiento de Cambados en el año 2005 y completamente rehabilitada para, en el 2010, abrir sus puertas como nueva Biblioteca Municipal. En los jardines encontramos además de varias esculturas, un busto de Cervantes o un libro de grandes dimensiones con versos de Cabanillas.

Otra de las construcciones nobles de la zona es el llamado Pazo de Ulloa, también conocido con el nombre de «A Casa dos Pazos» (La Casa de los Pazos) o «Pazo de Quintanilla».

26

Desde aquí podemos acercarnos al MUSEO ETNOGRÁFICO DEL VINO:

5

El Museo se aloja dentro de un conjunto formado por dos edificios, uno de ellos de nueva construcción y el otro una antigua edificación del siglo XVI que ejercía la función de casa rectoral, que se encuentran unidos entre sí por una pasarela hecha con cristal.

El objetivo del Museo es dar a conocer al público no sólo el proceso de elaboración del Albariño, sino todo lo relacionado con él, haciendo un recorrido por la historia y la cultura popular desarrollada en torno a este prestigioso vino, así como también con la Denominación de Origen Rías Baixas. En las diferentes salas de exposiciones, se muestra la importancia que para Cambados tiene el Albariño y muchos aspectos interesantes relacionados con dicho vino.

27

Podemos prolongar el paseo hasta el Mirador de A Pastora,  en lo alto de una colina conocida como el Monte de la Pastora, cerca del cementerio del municipio.  Al mirador se llega subiendo unas escaleras flanqueadas por árboles, llegamos a un parque infantil, una fuente de agua potables y, un poco más adelante, un Cruceiro,  y llegamos a una pequeña capilla, conocida también como de A Pastora, continuamos dejando la capilla atrás, hasta llegar al punto más alto de la colina, que es el mirador y  dónde está la llamada Piedra del Calvario. Este mirador nos ofrece unas panorámicas de Cambados y de la ría de Arousa verdaderamente espectacular.

28.jpg

Aún nos queda por recorrer el barrio de Santo Tomé.

29.jpg

La Calle del Hospital, es una agradable calle peatonal que une el centro de la antigua Villa de Cambados con el barrio marinero de Santo Tomé. En esta calle está el Pazo de Moltó, la capilla del Hospital y la Capilla de Santa Margarita. El Pazo de Moltó, fue mandado construir por los señores de Bazán y por Alonso Troncoso y Sotomayor, era un antiguo Hospital Real del S. XVI que alberga en la actualidad un afamado restaurante con una estrella Michelín  (Yayo Daporta,  Rúa Hospital 7)

   30

La Capilla de Santa Margarita antiguamente conocida con el nombre de Capilla de San Roque, formaba parte del Pazo perteneciente a la familia de los Abraldes, desaparecido en el S. XVI y del que sólo quedó en pié la capilla.

Estamos en el barrio considerado más viejo de Cambados, la antigua Villa de Santo Tomé o Vila Vella, con la tradicional tipología  de villa marinera.

31.jpg

El primer edificio del casco antiguo es el Salón de Congresos y Exposiciones José Peña (Museo Fábrica José Peña),  inaugurado el 25 de marzo de 2011, y encierra en sus muros casi un siglo de historia. El nombre que se le dio es el del fundador de la conservera y ex alcalde de Cambados José Peña Oubiña.
Si continuamos el paseo marítimo, llegamos al Museo Casa del Pescador, antigua casa marinera, conocida popularmente como casa Jovita, fue reformada en su totalidad y desde septiembre de 2005, contiene el museo de la Casa del Pesacador, pasando a formar parte de la Red de Museos de Cambados. En el encontramos  artes de pesca y marisqueo, recreación de la vida cotidiana, el  día a día de los marineros de la zona, como eran  sus costumbres,  sus casas, los elementos de su construcción, distribución, etc. También podemos encontrar información sobre las especies que se capturan en la zona.

El siguiente edificio sobresaliente de la zona es el antiguo Pazo de Montesacro. D. Diego de Zárate y Murga, I Marqués de Montesacro por decreto de Felipe V, construyó en el barrio de San Tomé el pazo de Montesacro en el S. XVIII, al estilo barroco de la época destacando su gran escalinata y el escudo de armas de los Zárate y Murga, timbrado por la cruz de Santiago, y la corona del marqués, del cual sale un brazo esgrimiendo una espada.

32.jpg

En 1937, la esposa del VIII Marqués de Montesacro, Dña. Juana María Grisone, al quedar viuda y sin hijos, decidió vender el pazo. En un primer momento la compra iba a hacerla el empresario cambadés D. Manuel Otero, pero finalmente opto por cederla a las «Hermanitas de la Caridad» para que  pudiesen ampliar el asilo que en aquel momento estaba en el pazo de Torrado. El pazo de Montesacro fue entonces completamente reformado, pasando a ser residencia de mayores. La capilla de la Valvanera pertenece al Pazo de Montesacro, y fue construida en el mismo tiempo que el pazo en el S. XVIII. Es de carácter semipúblico y en ella se venera a  la virgen de la Valvanera, tradición «rioxana» traída por los marqueses de Montesacro. En su interior  destaca la imagen de la virgen en un magnifico altar barroco, y en su fachada, la imagen pétrea de la misma.

Si seguimos por  el paseo de la  costa llegamos a la playa de la Mouta que cuando la marea está baja se puede acceder prácticamente andando desde ella al pequeño islote llamado “A Figueira”, donde se pueden ver los restos de lo que en su día fue una fortaleza medieval (siglo X-XI) de gran importancia estratégica por su  posición  controlando la entrada de la Ría de Arousa lo que permitía prevenir los ataques normandos, en lo alto de la torre se encendía una hoguera para que desde la fortaleza de la Lanzada o las Torres de Catoira fuera vista y así avisar la población de los ataques enemigos, poniendo en estado de alerta y defensa a toda la comarca y a Santiago de Compostela. La  valentía de la población cambadesa le valió en el año 1170 que Fernando II, Rey de León, le concediese el título de “Muy Leal Villa” iniciándose entonces un período de esplendor que queda reflejado en la multitud de pazos existentes en el municipio.

Actualmente  de la primitiva fortaleza defensiva solo quedan en pie dos muros de una torre ( Torre de San Sadurniño) junto a ella, había una capilla, de la que no queda nada, con las imágenes de San Tomé, que le dio el nombre a la villa, y San Sadurniño, que le dio el nombre a la torre, conservadas en la capilla de la Valvanera.

La isla está unida al marinero barrio de Santo Tomé por un estrecho y largo puente que mide unos 170m.

33.jpg

34.jpg

Un  minucioso recorrido  por el pintoresco pueblo de Cambados que ha valido la pena!!!

81           23

 

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s